+34 626623400 info@anabelycarlos.com
Seleccionar página

Captura de pantalla 2015-10-22 10(1)(2)

No dejes que una enfermedad, una mala racha, una mala época, te saque la ilusión y las ganas de vivir, plántale cara, dile que TU eres el que mandas, TU eres el que da las órdenes y pone las reglas.

Durante el transcurso de nuestra vida, tenemos momementos, épocas o temporadas en las cuales el mundo se nos viene encima, nos preguntamos…

Porque me pasa esto a mi?

Porque la vida me castiga de esta manera?

Con toda la gente que hay… Porque a mi?

 

Desde hace tres años Carlos y yo comenzamos una relación, decidimos emprender una nueva etapa en nuestras vidas compartiendo nuestra vida en pareja.

Estábamos muy entusiasmados, muy felices, viviendo nuestro amor día a día, en un piso que habíamos alquilado para los dos, en el cual Carlos se había trasladado de su pueblo para estar cerca de mi y que yo no tuviera que recorrer tantos kilómetros hasta mi puesto de trabajo que estaba en mi pueblo.

Todo iba a las mil maravillas hasta que dos meses después de comenzar nuestra convivencia yo caí gravemente enferma, una enfermedad que me tuvo apartada de mi puesto de trabajo casi durante un año.

Un año que fue horrible, médicos, más médicos, ingresos, con pruebas, más pruebas, tratamientos que no eran compatibles con mi organismo, estuve como un conejillo de laboratorio, meses y meses, hasta que dieron con el tratamiento que estabilizó por el momento la enfermedad, aunque tengo que seguirlo durante cinco años, es el típico tratamiento Agresivo como los llaman ahora.

Pero eso no fue más que una prueba que fortaleció aún más nuestro amor, un amor puro, limpio, incondicional, con todos los cuidados por parte de Carlos, mi enfermero las 24 horas del día, con todos los mimos que uno pueda desear y mucho más.

Un auténtico ANGEL en forma de hombre…. Que más se puede pedir??

a angel mi vida
SI ES QUE LO TENGO TODO!!!! SOY MUY AFORTUNADA!!

Casi al año en el 2014, me dieron el alta por mejoría y me incorporé a mi trabajo como prueba para ver como reaccionaba, me costó al principio ya que iba muy débil aún por tantos tratamientos, pero como una gran luchadora empedernida que soy, una vez más en mi vida no quise darle el brazo a torcer a la enfermedad y con la cabeza erguida y con más ganas que nunca empecé de nuevo.

Mas o menos todo iba encaminado hacia la normalidad, estábamos felices, una prueba más que la vida nos puso en nuestro camino, estaba superada.

A raíz de esa enfermedad decidimos buscar otra alternativa de generar ingresos y además que nos permitiera estar juntos más tiempo. Encontramos en Internet este negocio que nos cambió la vida por completo y decidimos empezar una nueva andadura profesional compartiendo este negocio en pareja.

Con tantos planes, ilusiones y sueños en una gran pizarra que teníamos escritos para ir borrando así como se fueran cumpliendo.

 Lo que no estaba en nuestros planes es que después de unos meses, casualmente seis, cuando una nuevo golpe nos llamó a la puerta, un nuevo reto, una nueva batalla dentro de esta guerra con la cual nos estábamos peleando desde que empezamos juntos, una operación de cabeza me llamaba al quirófano y que se le iba hacer, otro examen más y que tenía muy claro que lo iba aprobar y además con una buena nota, como siempre digo yo …

“” La vida es un libro y estas son páginas que forzosamente tienes que leer, si o si, pero son lecturas temporales, que seguro en un corto plazo de tiempo, te reirás de ellas “

Nuestra historia, no es una historia normal, es una historia de superación en pareja y por amor.

Y como anteriormente, otra vez más Carlos estuvo ahí, día y noche, incondicionalmente y con toda su delicadeza que es algo que lo caracteriza, dándolo todo por mi una vez más.

Y dime… Si esto no es amor de verdad, como lo llamarías TU??

Después de cuatro meses de baja laboral me incorporé de nuevo a mi puesto de trabajo, aún con la cabeza muy dolorida por los cortes, pero muy fuerte y satisfecha por haber vencido una nueva batalla de nuevo.

Lo que no estaba en nuestros planes era esta nueva prueba que la vida nos tenía preparada y con muchas ganas por su parte.

Y como no hay dos sin tres como se suele decir, hace dos semanas tuve que pasar de nuevo por el quirófano enfrentándonos de nuevo a otra operación de cabeza, vamos recuperándonos con optimismo y fuerza, sin dejar de luchar en ningún momento por hacer realidad nuestros sueños y los vamos a conseguir todos.
06

No quería dejar de compartir con todos vosotros, para que conozcáis un poco más de nosotros, que veáis que somos dos personas normales, con defectos y virtudes como cualquiera de vosotros…Luchadoras, persistentes hasta alcanzar nuestras metas.

Una pareja normal …. Con una historia diferente.

Seguro que hay alguien que se siente identificado con esta historia o algo similar, estaremos encantados de recibir vuestros comentarios.

Vive TU VIDA con intensidad, ya que la vida es una GRAN LUZ que en cualquier momento se puede apagar sin previo aviso de corte.

Queremos que vengas a formar de nuestro equipo de personas luchadoras, somos Ave Fénix que resurgimos de nuestras cenizas con más fuerza que antes.

Cambia tu vida y vive la calidad de vida que te mereces mientras disfrutas de tu familia. No pierdas más tiempo, la vida vuela.

INFÓRMATE AQUÍ COMO EMPEZAR!!!

 

Un fuerte abrazo de Anabel & Carlos.